Los mejores controles de acceso automático en oficinas bancarias  

Cada vez es más común realizar operaciones bancarias a través de internet. Pero el hecho de que usemos aplicaciones móviles, el ordenador o el teléfono móvil para hacer transferencias o revisar el dinero que tenemos en el banco, no hace que hayan desaparecido las sucursales en las calles de la ciudad.

Bien es cierto que algunas entidades han optado por eliminar oficinas bancarias pero cada día muchísima gente las visita para realizar todo tipo de transacciones económicas, sobre todo las más complejas. También las personas no familiarizadas con la tecnología y la banca electrónica siguen haciendo uso de las sucursales físicas de su banco.

La banca, como otros muchos sectores, usa desde hace años las puertas automáticas en sus oficinas. Este tipo de entradas facilita el tránsito de los clientes y empleados, además de otorgar seguridad frente a posibles atracos e intrusiones no deseadas.

Dentro de todo el tipo de productos de Manusa que se pueden instalar en oficinas bancarias podemos destacar la puerta automática corredera estándar, que permite la máxima velocidad de apertura del mercado. Junto a este modelo de acceso también cabe hablar de la corredera telescópica y de la corredera y curva semicircular.

Junto a ellas es clave mencionar las puertas automáticas que garantizan un alto nivel de seguridad. Por ejemplo, las puertas de emergencia o antipánico que cuentan con sistemas de fotocélulas, cerrojo automático e identificación de personal. Además se pueden gestionar mediante mando a distancia.

Igualmente son muy valoradas en este sector tan delicado las puertas correderas antiexplosivos, que son ideales para proteger la fachada del banco. A nivel de funcionamiento, tienen muy bajos requisitos de energía y cumplen con todas las condiciones de seguridad. También cuenta con sensores automáticos para detectar cualquier obstrucción y poder detener e invertir las puertas de forma inmediata.

Para los bancos es esencial este tipo de productos. Para cajas fuertes y habitaciones en las que se guarda material sensible, también es importante la instalación de controles de acceso mediante contraseña o lector de huella dactilar o iris. Las empresas ya trabajan para que en el futuro se estandarice el reconocimiento facial en la apertura de puertas.

Gimnasio Arsenal, Madrid

En los últimos años ha aflorado en la sociedad un deseo de cuidarse físicamente. Millones de personas en todo el mundo realizan deporte diariamente o varias veces a la semana con el objetivo de sentirse mejor y optimizar su aspecto muscular y físico.

Uno de los negocios del sector retail que más beneficios reporta es el de los gimnasios. Bien es cierto que hay que invertir mucho dinero en maquinaria deportiva y en instalaciones adecuadas pero hoy por hoy cualquier empresario que decida lanzarse a la aventura de abrir un gimnasio sabrá que clientes no le van a faltar. Desde jóvenes a mayores realizan actividades para mejorar el fondo físico, tonificar o fortalecer los músculos para evitar lesiones.

Como cualquier tipo de negocio del sector, es esencial que cuente con elementos básicos que ayuden a mejorar la estancia en el local. Y entre estos aspectos también encontramos los accesos automáticos.

Manusa instaló sus productos en el Gimnasio Arsenal, ubicado en el emblemático barrio de Salamanca, en pleno corazón de Madrid. Un edificio de cinco plantas de 8.500 metros cuadrados en el que, además de poder realizar las rutinas habituales de un gimnasio, también dispone de varias piscinas, un servicio de peluquería y estética, una cafetería, un restaurante y toda clase de comodidades.

gym madrid gimnasio arsenal barrio salamanca puertas automaticas acceso retail

La entrada principal con sistema de esclusa, cuenta con dos puertas con sistema antipánico sin perfilería vertical. El sistema de esclusa está considerado como la mejor solución para evitar corrientes de aire, y el sistema antipánico permite con sus hojas abatibles, ofrecer la mayor seguridad sin renunciar a la estética que aporta la transparencia del vidrio sin perfilería vertical.

Para las puertas de sectorización se instalaron tanto de apertura lateral como central con hojas fijas, pero todas ellas con hojas transparentes. De esta manera, se obtuvo con éxito una visión más amplia y se proporcionó una sensación de espacios abiertos y diáfanos.

entrada gimnasio arsenal madrid automatic door gym retail swimming pool piscina hall peluqueria estetica cafe cafeteria restaurant

Ante todo se buscaba que las clientas encontrasen un ambiente agradable para mejorar su salud física. Algo primordial en un siglo XXI que se basa en los pequeños detalles.

La seguridad de los pasillos antirretorno en los aeropuertos

Una de las muchas características en los aeropuertos es la seguridad. En un aeropuerto podemos encontrarnos la policía del país, trabajadores de empresas privadas de seguridad y sistemas automáticos. Muchas veces nos ha ocurrido que hemos descendido del avión y, al entrar en la terminal, nos hemos encontrado con unos accesos automáticos que no nos permiten regresar hacia atrás.

Esto garantiza que ninguna persona ajena a un vuelo o a las labores del aeropuerto pueda entrar en una zona que no le corresponde, como por ejemplo las cintas de recogida de maletas o zonas de control de pasaportes. Son los llamados pasillos antirretorno.

Solemos verlos en grandes aeropuertos y poco a poco es un sistema que se va estandarizando en muchas complejos aeroportuarios. Con ello, además de reducir gastos, se reduce el número de personal encargado de la seguridad y así se automatizan esa salas y espacios sin necesidad de presencia humana.

El sistema se compone de dos puertas con apertura automática en el sentido del flujo de las pasajeros sin ningún tipo de molestia para las personas que lo traspasan. Cuentan con alarmas que se activan en caso de que alguien intente usarlas en sentido contrario y un dispositivo de cierre automático que solo se desbloquea cuando el pasillo queda completamente vacío.

Este sofisticado sistema de detección del tránsito de los usuarios permite avisar si uno de ellos, o cualquier objeto como una maleta, permanece dentro del pasillo durante más tiempo del establecido. Este pasillo antirretorno puede conectarse con cualquier sistema de control o supervisión externo local o remoto, gracias a las múltiples posibilidades de comunicación e integración de accesorios como el interfono, el sistema de videovigilancia y conteo y el display LED.

Junto a estos sistemas también se observa cada vez más los software de control facial y de pasaportes que supervisan automáticamente las entradas al país de destino. ¿Veremos pronto una automatización completa de los accesos en los aeropuertos?

Frutería Gold Gourmet. Platea Madrid

Miles de personas transitan a diario por centros comerciales de todo el mundo. Hacen sus compras, visitan tiendas, pasean, se encuentran con amigos… En estos espacios dedicados al comercio se pueden realizar decenas de actividades bajo un mismo techo.

Es esencial que los accesos al edificio permitan el tránsito fluido de clientes. En la mayoría de casos las entradas y salidas suelen contar con puertas automáticas correderas que, mediante sensores de movimiento, se abren y cierran para que los transeúntes no tengan que efectuar ningún tipo de acción.

Estas puertas automáticas también son empleadas en algunos de los locales de cualquier edificio destinado al sector retail. En la Frutería Gold Gourmet de la Sala Platea, en Madrid, Manusa instaló una puerta automática para facilitar el acceso a los clientes y mantener una climatización adecuada de los alimentos.

Esta frutería cuenta con una puerta automática de apertura lateral transparente que permite que los productos puedan ser vistos desde fuera a través de la cristalera. El perfil superior está fijado en la parte de arriba del vidrio. Y el chasis y el cobertor están acabados en madera, como otros elementos de la frutería, tales como el techo o las puertas manuales.

Platea Madrid es un espacio gourmet de ocio gastronómico situado frente a la Plaza de Colón, en la capital de España, donde antes se encontraba el antiguo cine Carlos III.

Se trata de un espacio de 5.800 metros cuadrados y cuenta con un interiorismo firmado por Lázaro Rosa Violán, autor de restaurantes como Chez Cocó de Barcelona. Platea Madrid tiene una capacidad para 1.100 personas, seis estrellas Michelin, una veintena de barras, un restaurante del chef Ramón Freixa, la dulce puesta en escena de Mamá Framboise, la store frutería Gold Gourmet y la coctelería a cargo de Diego Cabrera y Luca Anastasio. Sin duda un fantástico lugar para disfrutar con familia y amigos.

¿Cuáles son los mejores controles de acceso automáticos?

En el mercado de las puertas automáticas hay infinidad de modelos y productos que pueden cumplir las necesidades de los clientes. En muchas ocasiones necesitamos un control de acceso para regular el tránsito de personas ya sea mediante control remoto, un sensor de movimiento o con un elemento de identificación como puede ser una tarjeta.

Podemos destacar los pasillos con paneles, que se adaptan con facilidad al espacio arquitectónico de oficinas u otro tipo de edificios. Existen los que cuentan con paneles batientes, que ofrecen la máxima seguridad ya que cuentan con un sistema que impide que quien lo cruce quede atrapado. Por otro lado también podemos mencionar los pasillos con paneles ocultables, que garantizan un acceso controlado, rápido y seguro de las personas. Este modelo solemos verlo, por ejemplo, en instalaciones ferroviarias o en las entradas y salidas del suburbano de las grandes ciudades.

Además de estos modelos nombrados anteriormente, también hay que mencionar los populares tornos, que podríamos calificarlos como los productos más tradicionales y seguras a la hora de proteger ciertas áreas de acceso restringido y su uso se extiende a cualquier tipo de edificio o recinto.

Junto a los tornos también son muy populares, sobre todo en zonas industriales o deportivas, los molinetes, que permiten una entrada fluida y una salida controlada a cualquier zona en la que sean instalados.

Controles de acceso para vehículos

Y ya como elementos de controles de acceso más concretos podemos hablar de los sistemas Bus Rapid Transit, los pasillos antirretorno que cada vez es más común verlos en aeropuertos de grandes ciudades, o las puertas automáticas de cierre de dársena, que se instalan en estaciones de autobuses y otorgan mayor seguridad a los viajeros ya que el acceso se abre cuando el vehículo está listo para que suban o bajen los usuarios de manera ordenada.

En Manusa contamos con un importante número de productos relacionados con el control de acceso que ya satisfacen a muchos clientes en todo el mundo.

The Second Affiliated Hospital of Soochow University (China)

Cuando acudimos a un hospital no lo hacemos normalmente por placer. Si entramos en un complejo sanitario es porque estamos enfermos, nos van a operar, tenemos una revisión médica o vamos a visitar a un familiar o a un amigo. Si ya de por sí es incómodo estar en un centro hospitalario, más lo es si no contamos con una serie de comodidades.

Entre ese bienestar debemos mencionar, entre otras cuestiones, los accesos automáticos de entrada y salida al edificio. Y también las puertas automáticas de las diversas estancias del lugar, ya sean habitaciones, quirófanos, pasillos, salas de espera, consultas, despachos de oficinas, etc.

En uno de sus proyectos emblemáticos de Manusa a nivel internacional se trabajó en el The Second Affiliated Hospital, en la Soochow University (China). Allí se instalaron varias puertas herméticas correderas, con mirilla y manillón, muy usadas en laboratorios, hospitales, y entornos vinculados al sector de la salud y todo tipo de salas blancas en entornos industriales.

Además, se instalaron puertas herméticas acristaladas Clear View, puertas donde el vidrio queda enmarcado en todo su perímetro proporcionando una completa visión. Estas puertas permiten la vigilancia y la supervisión del paciente desde el exterior de la sala. Algo óptimo para el equipo médico y de enfermería.

Lo bueno de este tipo de cristales es que nos permiten obtener privacidad cuando sea necesario. Cuentan con una opción de establecer una vidriopantalla o vidrio electropolarizado para evitar ser visto desde el exterior.

Este hospital chino fue inaugurado en el año 1988. Ofrece tratamientos médicos, además de ser un hospital universitario donde tienen cabida la enseñanza y la investigación científica. También está dedicado a la prevención de enfermedades y tratamientos de medicina nuclear.

Los mejores sistemas inalámbricos para apertura de puertas

Mucha de la tecnología que nos rodea actualmente ya carece de cualquier tipo de cable que pueda limitar su distancia y movilidad. Pensemos, por ejemplo, en micrófonos, auriculares, teléfonos o ratones y teclados de ordenador. Todos estos productos ya tienen versión inalámbrica que hace que su uso sea más funcional.

Esta tecnología también es usada en los sistemas de acceso y en la apertura y cierre de puertas automáticas. Con ello se facilita la seguridad, la eficiencia energética y la comodidad de las personas. Con este tipo de productos que permiten el control remoto se mejora las competencias y la experiencia de usuarios

Controles inalámbricos en puertas automáticas

Al hablar de seguridad debemos referirnos a que, por ejemplo, podemos abrir o cerrar una puerta a distancia permitiendo o no el acceso de una persona. Por otro lado, al mencionar la eficiencia energética cabe hablar sobre el ahorro que supone el poder controlar que una de nuestras puertas no haya quedado abierta por error. Toda una buena práctica en favor de la sostenibilidad. Para ello podemos accionar la motorización de una o varias puertas mediante un software como Manulink, con el que sabremos el estado de las puertas echando un vistazo a la pantalla de nuestro ordenador.

También es bueno mencionar Openlinx, un dispositivo avanzado de comunicaciones que permite el control de nuestros sistemas de puertas y barreras de acceso automáticas. O el selector inalámbrico Airlinx, que es un mecanismo que permite controlar una o varias puertas automáticas de forma remota, permitiendo también la recepción de datos sobre su estado.

Sin duda, este tipo de productos facilitan el control de los accesos en un lugar en el que contemos con un importante número de puertas automáticas, como un centro comercial, un hospital, un complejo industrial o un aeropuerto.

Para menor escala podemos contar con un mando a distancia que nos permita accionar la puerta sin necesidad de acercarnos a ella. Los avances tecnológicos nos hacen ver que los sistemas inalámbricos poco a poco irán implantándose cada vez más en el internet de las cosas.

Los beneficios de tener puertas automáticas en casa

Estamos acostumbrados a ver puertas automáticas en edificios de oficinas, hospitales, hoteles, restaurantes, aeropuertos, centros comerciales… Nos parece un elemento que ya está completamente integrado con nuestra vida y día a día. Pero frente a ello, en pocas viviendas vemos puertas automáticas.

Bien es cierto que la mayoría de comunidades de vecinos o zonas residenciales tienen ya muchos años y cuando se construyeron esos bloques de casas no era habitual que contasen con puertas automáticas. Pero si cualquiera se para frente a bloques de viviendas de nueva construcción podrá observar que ya algunos constructores y diseñadores están apostando por integrar estos productos en sus proyectos inmobiliarios.

Generalmente se observa en las zonas comunes como las puertas de los garajes que se accionan mediante un control remoto o en el portal, que cuenta con accesos que se abren gracias a sensores de movimiento. Pero, ¿se podrían instalar puertas automáticas en otras zonas de la casa?

La respuesta es afirmativa. Ya hay algunos casos de éxito en las viviendas domóticas, que permiten automatizar muchos de los elementos que tenemos en casa. Ya sea encender o apagar la calefacción, subir o bajar las persianas, etc.

¿Y las puertas? Cabe la posibilidad de instalar sistemas automáticos de apertura y cierre de puertas en cualquiera de las estancias de la vivienda. Imaginemos que nosotros -o nuestros hijos- celebramos una fiesta en casa y queremos asegurarnos de que nadie acceda a determinadas zonas de la casa. Bastará con instalar un sistema de control de acceso mediante mando a distancia o código numérico para evitar intrusiones.

Mayores, niños y mascotas protegidos en casa

También las puertas automáticas en casa son útiles cuando tenemos personas vulnerables viviendo con nosotros, como niños o personas ancianas. Podemos evitar un susto si mantenemos el control sobre los diferentes accesos del hogar, como por ejemplo que los más pequeños de la casa accedan a la cocina y enciendan el fuego o cojan un cuchillo. Además si tenemos una discapacidad y nos movemos en silla de ruedas, una puerta automática en el interior de casa puede facilitarnos la vida.

Igualmente, si tenemos mascotas en casa podemos controlar su tránsito, entrada y salida de casa al jardín mediante la automatización de las puertas.

Es decisión nuestra el instalar o no varias puertas automáticas en la vivienda. Y constructores y diseñadores deben ser innovadores y estandarizar este tipo de productos en las comunidades de vecinos y casas particulares. ¿Pronto lo veremos?

McDonalds, Pozuelo de Alarcón (Madrid)

Los espacios comerciales y de ocio buscan atraer el mayor número de consumidores posible. Ya sea con luces led en grandes pantallas, espacios publicitarios que llamen mucho la atención o incluso elementos que afectan a los sentidos y que están asociados a la neurociencia.

Cadenas de restaurantes, cafés y otros espacios destinados al sector de la hostelería están a la vanguardia en cuestiones tecnológicas y de satisfacción del cliente. Pero no solo en realizar ofertas, lanzar nuevos productos o mejorar los precios. Las mejoras incluyen también los accesos al establecimiento.

En la localidad madrileña de Pozuelo de Alarcón, Manusa instaló un producto en la entrada principal de un establecimiento McDonalds. En concreto, una puerta de apertura telescópica lateral con hojas enmarcadas. Gracias a ello se aprovechó un espacio que era bastante limitado en el acceso de entrada al local.

La puerta telescópica permite aprovechar el máximo hueco disponible y, por consiguiente, la máxima apertura. Además, al estar las hojas enmarcadas en todo su perímetro, se ofrece un alto grado de resistencia a golpes o actos vandálicos. Y esto otorga una mayor durabilidad a las puertas.

Gracias a ello, el tránsito de personas es mucho más fluido que si estuviésemos ante una puerta manual. Así los clientes pueden entrar y salir del restaurante sin tener que realizar ningún tipo de acción. Incluso si vienen cargados con bolsas tras haber hecho compras en las tiendas de alrededor no tendrán que preocuparse de soltar las bolsas para empujar la puerta.

Igualmente, si compran una hamburguesa y la van comiendo sujetándola con las manos, la apertura automática de la puerta les facilitará el tránsito a la salida del establecimiento. Sin duda alguna las puertas automáticas mejoran la calidad de vida de las personas, también en el sector de la hostelería.

La importancia de las puertas automáticas en los espacios culturales

Desde siempre, el ser humano ha estado interesado por la cultura. Es lo que lo define y diferencia del resto de las especies animales, su capacidad para adquirir e implementar cultura. Con el paso de los siglos y, sobre todo, gracias a la difusión proporcionada por la imprenta, la cultura fue alcanzando cada vez más estratos de la sociedad.

Ese interés social por la cultura hizo que poco a poco se fuesen creando espacios culturales para compartir conocimiento, ya fuesen museos, universidades, bibliotecas o galerías de arte.

Si bien es cierto que la primera puerta automática data del siglo I después de Cristo, los avances tecnológicos de los últimos siglos han hecho que este sistema de accesos esté plenamente estandarizado e implantado en lugares donde la cultura es primordial.

¿Pero cómo de importante? Varias características hacen que las puertas automáticas sean fundamentales para los espacios culturales.

El silencio es esencial para evitar distracciones en el estudio en una biblioteca o en la contemplación de una obra pictórica en un museo. Una puerta automática silenciosa evitará que la persona que está disfrutando de la cultura pierda la atención. Pensemos por ejemplo que una puerta que se acciona de forma manual puede golpearse al ser cerrada o sus bisagras pueden emitir un sonido incómodo al moverse.

Otro punto clave es la fluidez en el tránsito de personas. Pensemos por ejemplo en los accesos de un gran teatro o una sala de exposiciones que tenga mucha afluencia de visitantes. La automatización evitará que las puertas queden abiertas por un descuido o que el sistema de climatización tenga oscilaciones fuertes y poca eficiencia energética.

En la actualidad, una entrada principal que cuenta con puertas automáticas denota modernidad. La cultura es muchas veces obviada por las nuevas generaciones que prefieren una pantalla de smartphone a un cuadro pintado por una artista del Renacimiento. Cambiar el concepto que tienen los jóvenes sobre la cultura también es cuestión de este tipo de detalles.